10_mo.png

Recogida selectiva

Los biorresiduos suponen el 42% de los residuos de Galicia.

Separándolos para el reciclaje contribuimos a la sostenibilidad del planeta.

Recogida selectiva de materia orgánica

Razones para separar selectivamente en casa

  • Ahorro en la gestión, recogida y tratamiento de residuos.
  • Reducción de la producción y emisión a la atmósfera de gases de efecto invernadero.
  • Disminución de la contaminación de nuestros mares, ríos y suelos.
  • Cierre del ciclo de la materia orgánica, al convertir los residuos en recursos.
  • Reducción de la pérdida de recursos naturales.
  • Aumento de puestos de trabajo en el sector de los residuos (empleo verde).

Opciones para el tratamiento de la materia orgánica recogida selectivamente

Compostaje doméstico

¿Qué és?

Tal y como se define en el anteproyecto de Ley de residuos y suelos contaminados de Galicia, el compostaje doméstico consiste en la gestión de los propios residuos domésticos de carácter orgánico biodegradable producidos en un hogar o similar y que realizan las personas y/o familias individualmente para la utilización particular del compost resultante. El compostaje doméstico es considerado una operación de prevención de residuos.

Para la realización del compostaje doméstico, se emplean compostadores individuales que se colocan en las huertas y jardines de cada casa, o bien el aire libre, sin ningún tipo de recipiente, amontonando los restos orgánicos en pilas.

Los compostadores individuales pueden ser de tipo comercial o de confección casera, pudiéndose emplear para su construcción materiales como bidones, palets o alambre, entre otros. La capacidad recomendada de los compostadores comerciales individuales es de entre 300 y 450 L.

Recursos para el compostaje doméstico

Para poder compostar en nuestros domicilios necesitamos los siguientes recursos:

  • Espacio con tierra o hierba de 1 m² de superficie aproximadamente
  • Compostador doméstico
  • Aireador
  • Residuos de cocina o de la huerta.
  • Residuos de jardinería (restos de poda, hojas, hierba seca, etc.).

compostys-4.jpg

Compostaje Comunitario

 ¿Qué és?

De acuerdo con lo establecido en el anteproyecto de Ley de residuos y suelos contaminados de Galicia, el compostaje comunitario consiste en la gestión de los residuos domésticos de carácter orgánico biodegradable producidos en los hogares o similares, en una instalación común creada para el efecto, con el fin de obtener un recurso para su aplicación como fertilizante o sustrato de cultivo. Mientras que en el compostaje doméstico, cada compostador es empleado por una sola familia, en el compostaje comunitario son varios domicilios y familias o un gran generador los que aportan al compostador sus residuos orgánicos. Los compostadores empleados para compostaje comunitario tienen una capacidad de entre 700 y 1000 L. 

thumb_20140917_122359_000_1024.jpg

Vermicompostaje

Con el término vermicompostaje o lombricompostaje se denomina al proceso de compostaje en el que las lombrices son las responsables de la degradación de los residuos orgánicos. Al igual que el compostaje, el vermicompostaje es también un proceso aerobio, ya que las lombrices necesitan oxígeno para desarrollarse.

La lombriz roja de California (Eisenia foetida) y la lombriz de tierra (Eisenia andrei) son las especies más empleadas en vermicompostaje.

Compostaje industrial

El compostaje industrial es un proceso de descomposición biológica de los materiales orgánicos generados por la ciudadanía, en los hogares, y por los grandes productores, obteniéndose compost como producto final de dicha descomposición. El compostaje industrial se realiza a una escala superior a la doméstica y comunitaria, siendo necesario transportar los residuos orgánicos generados hasta una planta de tratamiento.

En estas plantas, el tratamiento de los residuos orgánicos se realiza en pilas (dinámicas o estáticas), túneles, o cámaras cerradas de biodigestión, verticales u horizontales.

machine-2412897_19201.png

Digestión anaerobia

La digestión anaerobia, también llamada biodigestión o biometanización, es un proceso biológico que se produce en ausencia de oxígeno y durante el que la materia orgánica es transformada por la acción de microorganismos en biogás: un gas compuesto principalmente por metano y dióxido de carbono. Este biogás, después del correspondiente tratamiento, puede ser empleado para la obtención de energía eléctrica. Además del biogás, como resultado de la digestión anaerobia de la materia orgánica, se obtiene también el digerido, un material semi-líquido que puede ser compostado y empleado como abono.

Puesto que la digestión anaerobia requiere crear y mantener una atmósfera sin oxígeno, el tratamiento de los residuos orgánicos mediante este sistema no se realiza a escala doméstica. Esto obliga a que los residuos orgánicos tengan que ser recogidos y transportados hasta una planta de tratamiento, donde son acondicionados e introducidos en el reactor en el tiene lugar a digestión anaerobia.

Ejemplos de compostaje doméstico y comunitario en Galicia

Programa de compostaje doméstico de la Sociedad Gallega de Medio Ambiente (SOGAMA)

En el año 2010, la Sociedad Gallega de Medio Ambiente puso en funcionamiento su primera experiencia de compostaje doméstico, en la que participaron un total de 200 hogares de cinco ayuntamientos de la Mariña Lucense. Desde entonces y hasta la actualidad, fueron sumándose al programa de compostaje doméstico de Sogama nuevos ayuntamientos y actualmente son un total de 183 los adheridos.

La participación en el programa es voluntaria y los ayuntamientos que deciden adherirse pueden solicitar la realización de acciones formativas para la ciudadanía del municipios, así como recibir materiales divulgativos y formativos sobre compostaje individual además de compostadores domésticos destinados a las viviendas que lo soliciten.

mapa1.png

Planes de Impulso al Medio Ambiente (PIMA) del Estado.

Los Planes de Impulso al Medio Ambiente en el sector de los residuos domésticos son una iniciativa del Ministerio de Medio Ambiente destinada a fomentar la separación en origen de los biorresiduos para su tratamiento biológico u otro para su posterior aprovechamiento. Actualmente, los planes PIMA van por su tercera edición y un total de veintiséis entidades locales (ayuntamientos y Mancomunidades de ayuntamientos gallegos) resultaron beneficiarios de las subvenciones de estas ediciones.

Los proyectos presentados por las entidades locales gallegas se agrupan en tres categorías: los de puesta en marcha o mejora de la recogida separada de biorresiduos,los dirigidos a la implantación de planes de compostaje doméstico y/o comunitario, y los de recogida separada de aceites de cocina usados.

La lista de ayuntamientos y mancomunidades de ayuntamientos beneficiarios es la siguiente: Ames, Allariz, A Illa de Arousa, A Pobra do Caramiñal, Arteixo, Arzúa, Mancomunidad de ayuntamientos del Barbanza, Barbadás, Barro, Brión, O Carballiño, Cerceda, Cerdedo-Cotobade, Coles, Fisterra, Guitiriz, O Grove, Mugardos, O Pino, Padrón, Santiago de Compostela, Rianxo, Rois, Santa Comba, San Sadurniño y Taboadela.

Illa de Arousa: Proyecto Life de puesta en marcha de un programa de compostaje doméstico (año 1998)

El Ayuntamiento de A Illa de Arousa fue de los primeros municipios gallegos en poner en funcionamiento un programa de compostaje individual. La iniciativa partió del propio ayuntamiento quien, en 1997 presentó una propuesta que resultó ganadora de un Proyecto Life. La adjudicación de este proyecto, financiado por la Unión Europea, permitió la adquisición y reparto por todo el ámbito municipal de un total de 400 compostadores individuales.

Además, el proyecto contempla también el aprovechamiento de tojo, procedente de la limpieza de montes, que es triturado por personal municipal y puesto a disposición de la ciudadanía para su uso como estructurante en los compostadores.

Plan Revitaliza de la Diputación de Pontevedra.

El Plan Revitaliza, impulsado por la Diputación de Pontevedra, lleva en funcionamiento desde el año 2015 y tiene por objetivo la gestión de los biorresiduos generados en los ayuntamientos pontevedreses mediante sistemas de compostaje descentralizado. Actualmente, son un total de 42 los municipios pontevedreses adheridos y que cuentan con compostadores individuales y centros de compostaje comunitario en funcionamiento al amparo de este Plan.

Experiencias de valorización de biorresiduos de origen municipal a escala industrial en Galicia 

Mancomunidad de ayuntamientos de A Serra do Barbanza

La Mancomunidad de ayuntamientos de A Serra do Barbanza está formada por los ayuntamientos de: Brión, Carnota, Lousame, Muros, Noia y Porto do Son. En estos seis ayuntamientos, junto con Ames, Pontecesures y Rois, está implantada la recogida selectiva de materia orgánica. Los primeros ayuntamientos en adherirse a la recogida selectiva de materia orgánica en el año 2003 fueron Brión, Lousame, Noia y Porto do Son. Posteriormente, en el año 2004 se sumaron Muros, Carnota y Rois. Finalmente, en el año 2006, se unió el ayuntamiento de Ames siendo actualmente un total de nueve ayuntamientos los que cuentan con contenedores específicos para la recogida de residuo orgánico.

La materia orgánica depositada en estos contenedores por la ciudadanía de estos nueve ayuntamientos es transportada hasta la planta de compostaje industrial del Complejo Medioambiental Serra do Barbanza, en el ayuntamiento de Lousame, donde es gestionada y transformada en compost.

A Coruña e Consorcio de As Mariñas

Al igual que en los ayuntamientos de A Serra do Barbanza, el contenedor específico para la recogida de residuo orgánico está también implantado en los ayuntamientos de A Coruña, Abegondo, Bergondo, Betanzos, Cambre, Carral, Culleredo, Oleiros y Sada. Excepto A Coruña, estos ayuntamientos forman parte del Consorcio de As Mariñas.

La materia orgánica depositada por la ciudadanía en los contenedores específicos para residuo orgánico en estos nueve ayuntamientos es transportada hasta la planta de biodigestión de Nostián. En esta planta la materia orgánica pasa por un proceso de fermentación en el que se obtienen dos productos: el biogás y el digerido. El biogás es un gas con un alto contenido en metano que se utiliza en la propia planta como combustible para la producción de energía eléctrica. Por su parte, el digerido es un material semi-líquido que, después de pasar por un proceso de secado y compostaje, es transformado en compost, pudiendo ser empleado como abono.